Please use this identifier to cite or link to this item: http://hdl.handle.net/2445/21887
Full metadata record
DC FieldValueLanguage
dc.contributor.authorSiguan, Miquel, 1919-2010cat
dc.date.accessioned2012-02-10T08:32:24Z-
dc.date.available2012-02-10T08:32:24Z-
dc.date.issued1987-
dc.identifier.issn0010-8235-
dc.identifier.urihttp://hdl.handle.net/2445/21887-
dc.description.abstractEl tema del otro: "El problema del amor al prójimo -habla MAIRENA a sus alumnos- que algún día hemos de estudiar a fondo en nuestra clase de Metafísica nos plantea agudamente otro que ha de ocuparnos en nuestra clase de Sofística, el de la existencia real de nuestro prójimo. Porque si nuestro prójimo no existe, mal podremos amarle. Ingenuamente os digo que la cuestión es grave" (J. M., 1, 182) (1). El lector poco advertido puede juzgar esta manera de introducir el tema del otro como una genialidad de MAIRENA, escéptico y zumbón al mismo tiempo que profesor de Sofística. Pero estará en un error. MACHADO por boca de MAIRENA, está hablando muy en serio y sabe además muy bien de qué está hablando. El párrafo siguiente dice así: Alguien ha dicho - observó un alumno - que nadie puede dudar sinceramente de la existencia de su prójimo y que el más desenfrenado idealismo, el del propio BERKELEY, vacila en sostener su famoso principio "Esse est percipi", más allá de lo inerte. Del solipcismo se ha dicho que es una concepción absurda e inaceptable, una verdadera monstruosidad". La objeción que el alumno pone en boca de un "alguien" innominado es precisamente de MAX SCHELER que en "Esencia y Formas de la simpatia" se ocupa por extenso del papel del otro en la existencia humana. Pero MAIRENA no se deja impresionar por la objeción del alumno. Para él el solipcismo es perfectamente lógico, más todavía es la consecuencia 1ógica e inevitable de la Metafísica occidental a partir del racionalismo y del idealismo. Frente a ella la realidad del prójimo sólo se puede afirmar como una creencia. Lo cual puede admitirse sin rubor porque también la Metafísica se apoya en definitiva en una creencia. Y en nuestra civilización y en el tema del otro coexisten dos creencias radicalmente opuestas, la que airanca de la metafísica griega y lleva al solipcismo y la creencia cristiana que postula la existencia del prójimo. Empezaremos pues nuestro comentario intentando aclarar el papel de la creencia en el pensamiento de MACHADO.-
dc.format.extent19 p.ca
dc.format.mimetypeapplication/pdfca
dc.language.isospaca
dc.publisherDepartament de Filosofia Teorètica i Pràctica. Universitat de Barcelonaca
dc.relation.isformatofReproducció digital del document publicat a: http://www.raco.cat/index.php/Convivium/article/view/76299ca
dc.relation.ispartofConvivium. Revista de Filosofía, 1966, núm. 21, p. 268-286ca
dc.rightscc-by-nc-nd, (c) Siguan, 1966ca
dc.rights.urihttp://creativecommons.org/licenses/by-nc-nd/3.0/es/ca
dc.subject.classificationAlteritat (Filosofia)cat
dc.subject.otherOther minds (Philosophy)eng
dc.subject.otherMachado, Antonio, 1875-1939cat
dc.subject.otherMachado, Antonio, 1875-1939eng
dc.titleEl tema del otro en Antonio Machadospa
dc.typeinfo:eu-repo/semantics/articleca
dc.typeinfo:eu-repo/semantics/publishedVersion-
dc.identifier.idgrec18275ca
dc.rights.accessRightsinfo:eu-repo/semantics/openAccess-
Appears in Collections:Articles publicats en revistes (Cognició, Desenvolupament i Psicologia de l'Educació)

Files in This Item:
File Description SizeFormat 
18275.pdf965.83 kBAdobe PDFView/Open


This item is licensed under a Creative Commons License Creative Commons